Posted on

Madrid, jueves 27 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

Plan anunció un plan de reforma fiscal a bombo y platillos pero sin dar detalles y sabiendo que será imposible que sea aprobado por el Congreso de los EE.UU.

El coste de esta reforma tributaria es de 2 billones de dólares y Trump no ha dicho de donde va a sacar lo que deja de recaudar.

Las bolsas no se creyeron la reforma fiscal de Trump porque la gente ha pensando que será muy difícil su aprobación, además es que ya la han anunciado tantas veces que ya está descontada en los precios.

Me llamó la atención en la sesión ayer el giro a la baja que experimentó el “dólar/yen” durante la sesión de ayer, hizo un máximo en torno a 111,78 y cerró en 111. Este hecho puede estar anticipándonos la formación de un techo en las bolsas y un suelo en los bonos.

El S&P 500 se paró justo al llegar a 2.400. A pesar de que el control del mercado lo tienen los alcistas, el S&P 500 fue incapaz de superar el 2.400. Este hecho me hace pensar que es probable que a corto plazo experimente al  menos una corrección.

En este sentido es preciso tener en cuenta el giro a la baja de la rentabilidad de las notas a 10 años desde la zona de los 2,35.

Nos vamos a fijar en el 2.370. La pérdida de ese nivel probablemente abriría el camino hacia el 2.320.

En cuanto al DAX, vamos a considerar como escenario más probable que se dirija al soporte de la zona 12.300.

Y que el IBEX se encamine hacia el 10.640.

 

 

Posted on

Madrid, miércoles 26 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

El S&P 500 cerró ayer ligeramente por debajo de mediados del pasado mes de febrero.

En mi opinión, lo más probable es que el S&P 500 esté dibujando una pauta plana, un simple movimiento lateral, con resistencia en la zona de los 2.400 y soporte en la zona de los 2.320.

Este movimiento al alza del S&P 500 ha venido acompañado de una fuerte apreciación del dólar frente al yen.

No es que Macron haya salvado al mundo, lo que ha sucedido es que el S&P 500 se ha movido desde la parte inferior a la superior del movimiento lateral. Este movimiento se ha visto favorecido porque el yen estába muy “sobrecomprado” y se ha girado a la baja.

Mientras el “dólar/yen” se mantenga por debajo de 111,535, consideraremos que estamos asistiendo a un rebote tras el movimiento a la baja desplegado por la relación “dólar/yen”. Mientras el “dólar/yen” se mantenga por debajo de 111,535, vamos a considerar como escenario más probable que el S&P 500 siga dentro de un movimiento lateral.

Por ese motivo, mi predisposición es neutral respecto al S&P 500.

Ahora nos vamos a fijar en el 2.370, la perforación de esta zona sería un signo del agotamiento del actual tramo al alza.

El “euro/dólar” se ha apreciado con fuerza y ha superado el nivel de los 1,09. El motivo es la cancelación de parte de las posiciones cortas que masivamente tenían abiertas los gestores de fondos.

Me llamó la atención la fuerte subida experimentada por la rentabilidad de las notas a 10 años, llegó a los 2,34. La primera zona de resistencia significativa se encuentra en torno a 2,35. Mientras se mantenga por debajo, seguiremos considerando como escenario más probable que siga deslizándose a la zona de los 2,10. Sólo la superación del 2,35, nos avisaría de un movimiento hacia niveles superiores y nos haría pensar en la formación de un suelo.

En cuanto al DAX, tras la fuerte subida de estos últimos dos días, es probable que suba un poco más pero cabe pensar que lo más probable es que a corto plazo experimente una fase correctiva. Mientras se mantenga por encima de 12.250, consideraremos como escenario más probable que el actual tramo al alza continúe.

Y en cuanto al IBEX, tomaremos como referencia la zona de los 10.570. Y mientras se mantenga por encima de los 10.570, mantendremos una predisposición alcista a corto plazo.

Posted on

Madrid, domingo 23 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

El euro no se desintegrará.

Su cotización ha reaccionado al alza tras conocerse los primeros resultados de las elecciones francesas, y alcanzó la zona de los 1,09.

El “dólar/yen” subió hasta los 110,3.

Lo más probable es que Macron sea presidente de la República Francesa, por eso vamos a considerar que el CAC se dirija ahora hacia la parte superior del movimiento lateral.

La prima de riesgo del bono francés es probable que retroceda hacia la zona de los 60-40 pb.

Por lo que hace referencia al DAX, vamos a considerar como escenario más probable que intente dirigirse a la zona de los 12.170. El IBEX podría intentar volver a la zona de los 10.490.

El S&P 500 sigue dentro de un movimiento lateral. Ahora bien, mientras se mantenga por debajo de 2.370, consideraremos que lo más probable es que se mueva de forma “lateral-bajista”, con un objetivo próximo a 2.285.

 

 

Posted on

Madrid, viernes 21 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

Mnuchen es un artista en manejar expectativas.

Nos dijo que antes del verano estaría aprobada la reforma.  No parece probable que sea aprobada antes del verano, más bien la fecha más probable sería finales de este año.

Pues bien, hoy nos dice que “la Administración estaba cerca de la gran reforma tributaria”

Es decir, que la Casa Blanca presentará un plan muy pronto. Ahora bien, probablemente no será aprobada hasta final de año.

Mnuchen quiere seguir haciéndonos creer que será aprobada, cuando en realidad aún falta mucho y probablemente será de menor cuantía que la que nos prometió.

Gracias a esos comentarios, que en realidad no añaden nada nuevo, el sector bancario de los EE.UU. fue uno de los sectores que lideró la subida de las bolsas en la sesión de ayer.

Ni que decir tiene que no me creo las promesas de Mnuchen y creo que los inversores deberían moderar sus expectativas acerca de esa….”gran reforma tributaria”.

El S&P 500 subió durante la sesión de ayer pero sigue dentro del movimiento lateral.

El volumen negociado durante la sesión de ayer fue relativamente alto y las líneas de “avance/descenso” subieron con decisión.

Las bolsas de EE.UU. reaccionaron con alzas en una semana en la que expiran los contratos de futuros y opciones, y a la incertidumbre que emana de las elecciones francesas. La verdad es que resulta extraño que en la tercera gran votación, tras el Brexit y las elecciones presidenciales en los EE.UU., las bolsas se muevan al alza. Es sospechoso.

El DAX hizo un mínimo en 11.92o y desde ese nivel rebotó. Da la sensación de que los gestores norteamericanos han vendido algunas de las posiciones en Europa y añadido en EE.UU.

Mientras el DAX se mantenga por debajo de 12.120, consideraremos que lo más probable es que se dirija de nuevo a la zona de los 11.900.

El IBEX está atrapado en un movimiento lateral. Ayer llegó al 11.475 y se paró.

 

 

 

 

Posted on

Madrid, jueves 20 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

El viernes expiran los contratos de futuros y opciones y además el fin de semana se celebrarán las elecciones en Francia.

Con este panorama es lógico pensar que la gente se retraiga a la hora de adoptar posiciones agresivas Así que vamos a considerar como escenario más probable movimientos laterales, consumiendo tiempo sin dañar demasiado el nivel de precios.

El S&P 500 rebotó hasta 2.352 y luego se giró a la baja para acercarse al soporte de la zona 2.320.

A la apertura hubo un clara oleada compradora que se desvaneció bruscamente y el S&P 500 cerró con pérdidas. Fue un signo preocupante de debilidad. Probablemente, las ventas continuarán hasta la expiración de los contratos de futuros y opciones el próximo viernes.

El S&P 500 sigue dentro de una fase correctiva, lo más probable es que siga moviéndose de forma “lateral-bajista” hacia el soporte de la zona 2.280.

La tendencia de medio y largo plazo sigue siendo alcista.

En cuando al VIX, se mantuvo por encima de 13,5 y la curva de tipos se mostró plana entre los vencimientos de mayo y junio, y con pendiente negativa hasta junio. En mi opinión, debemos interpretar estos hechos como ligeramente bajistas a corto plazo.

Lo más llamativo de ayer fue la fuerte caída del “crude oil”.

 

 

Posted on

Madrid, miércoles 19 de abril 2017

Comentario de J.L. Cava

El S&P 500 se está moviendo lateralmente por encima de 2.320. El 2.320 es una zona de soporte clara.

El volumen negociado durante la sesión de ayer estuvo por debajo de la media de 10 sesiones.

El VIX ha retrocedido durante la sesión de ayer pero cerró por encima de 13,5.

Sigo pensando que lo más probable es que el S&P 500 siga deslizándose a la baja hacia la zona de los 2.286.

Es probable que el DAX se dirija a la zona de los 11.900 donde se aprecia la existencia de un soporte.

El IBEX ya cerró cerca del 10.200, primer nivel de la zona de soporte que se prolonga hasta 10.090.

Los gestores de fondos están cortos en euros y en libras frente a dólares. En base a la Teoría de la Opinión Contraria, vamos a considerar que el euro y la libra se aprecien frente al dólar.

Durante la sesión de ayer pudimos comprobar que la rentabilidad de las notas a 10 años volvió a retroceder, y cerró en 2,18%. Este hecho puede estar informándonos que el mercado no cree que la economía de los EE.UU. se está acelerando y que el FED no continuará con su proceso de subida de tipos.

Posted on

Madrid, lunes 17 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

No pueden dejar caer las bolsas porque las consecuencias serían dramáticas.

El auge de los ETF´s se ha producido al calor de las políticas monetarias ultra expansivas de los banqueros centrales. Esto supone que no se ha podido comprobar como funcionan en un entorno bajista.

Si este escenario bajista se diera, no sabremos realmente las consecuencias que tendría en términos de liquidez. Probablemente, serían muy graves.

Los ETF´s constituyen un riesgo sistémico importante. Y creo que los banqueros centrales no permitirán que se inicie una espiral autodestructiva.

Por lo tanto, creo que el escenario más probable es un gran movimiento lateral, para comprar tiempo y ver si la providencia nos puede ayudar.

Es siempre la providencia. Tanto catedrático en el FED y resulta que al final siempre estamos en manos de la providencia. Son tan malos que hasta les han pillado manipulando el euribor, BoE.

Si tenemos en cuenta la reducción del saldo de los créditos concedidos a empresas no financieras y que el diferencial entre la rentabilidad de las notas a 10 y 2 años se esta estrechando, deberíamos considerar que la economía de los EE.UU. se está desacelerando.

En este sentido es preciso tener en cuenta las pobres previsiones de crecimiento del FED de Atlanta, en torno al 0,6% en el primer trimestre de 2017. El consenso de los analistas macro podemos situarlo en torno a una tasa de crecimiento del 1,7%. Por lo tanto, con esta tasa de crecimiento de la actividad económica y con las previsiones de crecimiento de los beneficios empresariales en el primer trimestre (en torno al 9% por la subida del precio del petróleo), el S&P 500 podría encontrar un suelo por fundamentales en la zona de los 2.280.

El S&P 500 tan sólo ha retrocedido un 3% desde los máximos, nada grave.

Este movimiento se ha debido fundamentalmente por el retroceso del sector tecnológico que fue el que lideró la subida. Y ahora está corrigiendo, nada más. Por lo tanto, es probable que ahora se produzca una rotación hacia los sectores más retrasados.

 

Posted on

Madrid, miércoles 12 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

Aparecieron ayer las ventas.

El VIX cerró por encima de 13,5 por segundo día consecutivo. Es un signo bajista.

A pesar de la oleada vendedora inicial, los alcistas pararon el golpe y el S&P 500 cerró por encima de los mínimos.

Aunque es cierto que los alcistas no han dicho su última palabra, el hecho de que el VIX haya cerrado por segundo día consecutivo por encima de 15 me hace pensar que ha emergido una oleada vendedora.

Durante la sesión de ayer los inversores compraron bonos y notas de los EE.UU., yenes y oro. El oro superó resistencias con decisión y la media de 200 sesiones, por ese motivo es probable que, tras una parada., siga subiendo.

El S&P 500 no cerró por debajo de 2.350, pero el hecho de que el VIX haya cerrado dos veces por encima de 13,5, me hace pensar que lo más probable es que el S&P se dirija a la zona de los 2.300.

Un cierre del S&P 500 por debajo de 2.350 abriría el camino hacia 2.300.

El DAX y el IBEX se recuperaron con fuerza desde los mínimos. Y lo hicieron justo antes del cierre, lo que nos hizo pensar que probablemente también lo haría el S&P 500.

A pesar de ello, lo más probable es que les falte por desplegar un tramo a la baja.

Posted on

Madrid, lunes 10 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

El Banco de la Reserva Federal de Atlanta volvió a revisar a la baja su previsión de crecimiento del primer trimestre de 2017, estableciéndola en torno al 0.6%, la lectura más baja de los últimos tres años.

Los datos de creación de empleo publicados el viernes pasado presenta la lectura más baja desde mayo de 2016.

El mercado de futuros sobre fondos federales tan sólo está descontando una subida adicional de tipos en el 2017.

Las compañías con alto nivel de solvencia han emitido una enorme cantidad de papel. Los inversores están comprando volúmenes récord de bonos de reciente emisión y además exigen un diferencial cada vez más pequeño respecto al T.Bond. Este hecho revela un gran escepticismo acerca de las perspectivas de una aceleración del crecimiento económico en los EE.UU.

El presidente del Banco de la Reserva Federal dijo que si el FED procediera a reducir su balance habría una “pequeña pausa” en el proceso de subida de tipos. Dudley precisaba así sus declaraciones anteriores cuando dijo  que el proceso de subida de tipos se pararía en el momento en que el FED comenzase a reducir su balance.

Los bancos centrales están tratando de frenar la caída de las bolsas e impedir una contracción de la actividad económica.

Las bolsas estadounidenses demostraron una gran resistencia a dos importantes acontecimientos que se produjeron el viernes pasado: decepcionantes datos de empleo del mes de marzo y los misiles lanzados por EE.UU. sobre Siria (el S&P 500 reaccionó a los bombardeos con una caída del 0,7% pero recuperó todo lo perdido).

Hay una ausencia total de miedo en los mercados. El entusiasmo se ha basado fundamentalmente en la creencia de que Trump iba a conseguir la aprobación de su reforma fiscal. Ahora, que su agenda está empantanada, cabe pensar que lo más probable es que ese entusiasmo remitirá.

En mi opinión, por el momento, los acontecimientos en Siria no deberían suponer un impacto significativo en los mercados.

Ahora bien, es preciso tener en cuenta que algunas medidas de oferta monetaria han mostrado una contracción.

Además, el crecimiento de los préstamos en el sector comercial e industrial en EE.UU. ha caído a la tasa más rápida desde la crisis financiera

El VIX siguió por debajo de 13,5. Por lo tanto, debemos seguir manteniendo una predisposición “neutral-alcista”.

El S&P 500 se está moviendo lateralmente sin provocar unos mayores daños. Por lo tanto, debemos seguir manteniendo una predisposición alcista. Resulta llamativo que el S&P 500 le cueste tanto retroceder después de tantas subidas y con unas valoraciones por fundamentales ridículamente elevadas.

Nos vamos a fijar en el 2.350. Si este nivel fuese perforado, muy probablemente se dirigiría hacia el 2.300. La perforación del 2.300 aceleraría las ventas.

El DAX rebotó al llegar al 12.144. Hoy nos vamos a fijar en el 12.130, mientras se mantenga por encima consideraremos que es alcista a muy corto plazo. Por el contrario, la perforación del 12.130 abriría el camino hacia el 11.900.

En cuanto al IBEX, nos vamos a fijar hoy en el 10.450. Mientras se mantenga por encima adoptaremos una predisposición alcista a corto plazo. Por el contrario, la perforación del 10.450 nos avisaría del desarrollo de un tramo a la baja con objetivo en la zona de los 10.200.

Posted on

Madrid, jueves 6 de abril de 2017

Comentario de J.L. Cava

Los mercados no se creen los intentos del FED para tensionar la politica monetaria. Incluso, a pesar de que los propios miembros del FOMC reconocen que existe una burbuja.

A Yellen sólo le faltó hablar de la exhuberancia irracional.

El fuerte dato del informe ADP no provocó una oleada vendedora en los bonos.

El VIX cerró por debajo de 13,5. Esta lectura es alcista para las bolsas.

El S&P 500 sigue dentro del movimiento lateral entre 2.400 y 2.350. Por el momento, no ha perforado ninguna referencia significativa.

Vamos a considerar como escenario mas probable que se dirija a los 2.350.

El DAX se giró ayer a la baja. Vamos a considderar como escenario más probable que se dirija a la zona de los 11.900 si perforase los 12.170.

El IBEX se mostró ayer más fuerte que el DAX pero no fue capaz de superar los máximos del 31 de marzo y 3 de abril.