Madrid, martes 4 de agosto de 2015

Comentario de J.L. Cava

Todo sigue igual. El S&P 500 sigue dentro de este eterno movimiento lateral. Por lo tanto, sólo queda una solución: rotura violenta al alza o a la baja.

Y mientras esté entre 2.135 y 2.040, adoptaremos una predisposición neutral.

Durante la sesión de ayer, el sector más débil fuel el de energía que se dejo algo más del 2%.

Ahora bien, lo más preocupante fue la fuerte caída experimentada por Apple, -2,36%. Y esto hace más probable que el S&P 500 se dirija a la zona de los 2.040.

El IBEX, a pesar de la subida de ayer, se mantuvo por debajo de la resistencia de la zona 11.350. Por lo tanto, nada ha cambiado respecto a nuestro comentario del lunes.