Publicado el

Madrid, viernes 15 de junio de 2018 a las 13 h

Comentario de J.L. Cava

El FED quiere subir los tipos cuanto antes para así dotarse de una arma para luchar contra la próxima recesión.

En este sentido es preciso tener en cuenta la caída del ritmo del impulso crediticio en Asia, hecho que hace muy probable que la economía de China se desacelere si el consumo privado no reaccionada al alza.

Tras conocerse las decisiones y los comunicados del FED y del BCE, la rentabilidad de las notas a 10 años y del bono a 30 años de los EEUU, así como la rentabilidad del bund alemán, han descendido.

La rentabilidad de la notas del Tesoro y el bono a 30 años de los EEUU se alejan de sus zonas de resistencia.

Las curva de tipos del dólar se ha aplanado aún más.

El “euro/dólar” cayó en vertical durante la sesión de ayer desde su resistencia de la zona 1.1820.

Su tendencia sigue siendo bajista. Por lo tanto, a pesar del leve rebote que observamos durante la sesión de hoy, lo más probable es que siga cayendo.

En el momento en que escribo este comentario el futuro del S&P 500 en el Globex se está dejando un 0,40%. si se mantuviera esta situación hasta la apertura de Wall Street el S&P 500 Contado abriría en torno a 2.770.

La zona de soporte del S&P 500 se prolonga desde el 2.770 hasta el 2.740. Mientras se mantenga por encima de 2.740, nuestra predisposición debería ser alcista.

A muy corto plazo yo creo que el escenario más probable es que intenten dirigirse a la zona 2.740. Y, por lo tanto, en mi opinión, el S&P 500 sigue dentro de una tendencia alcista.

Por lo que hace referencia al NASDAQ 100, su primer soporte significativo se encuentra en torno a 7.212, nivel que se corresponde con los máximos de los pasados 6 y 7 de junio. Mientras siga por encima, predisposición alcista.

Vayamos a Europa.

Los bancos europeos siguen débiles.

El DAX ha llegado a una zona de resistencia, 13.200.

Es cierto que a corto plazo parece haber iniciado un movimiento lateral, pero el aspecto que presenta es alcista.

El IBEX llegó al 10.000, zona de resistencia significativa, y se ha dado la vuelta. La debilidad de los bancos y de Telefónica no hace muy atractivo este índice. Ahora se encuentra en 9.834, muy cerca del primer soporte de los 9.800. La pérdida del 9.800 aceleraría las ventas.

 

Compartir