Posted on

Madrid, viernes 8 de abril de 2016

Comentario de J.L. Cava

Los mercados de divisas están dominando el comportamiento de todos los mercados.

Los inversores están esperando un movimiento violento, y esta volatilidad esperada está causando un gran nerviosismo que lleva a los inversores a vender acciones antes de que comience el período de publicación de los resultados del primer trimestre.

La subida del yen y del euro, a pesar de que sus respectivos bancos centrales anunciaron que iban a continuar con políticas monetarias expansivas, está provocando una gran desconcierto entre los inversores y, por su puesto, una gran desconfianza en la efectividad de las medidas que están adoptando los bancos centrales.

Durante la sesión de ayer pudimos ver como la relación euro/dólar, tras haber llegar a la zona de los 1,145 durante la mañana en Europa, cerró en EE.UU. cerca de 1,137.

El oro subió con fuerza el jueves. Es probable que este movimiento se haya visto favorecido por la debilidad del dólar frente al yen.

El oro ha subido en los tres primeros meses del año un 16%, su subida más importante en un trimestre.

Este movimiento hace que sea muy probable que se haya iniciado una tendencia al alza en el oro como un refugio seguro.

En mi opinión, lo más probable es que la cotización del oro y del ETF SPDR Gold Trust GLD siga subiendo y que traten de alcanzar la resistencia de los 1.260 y  126-129, respectivamente.

Gráfico semanal del ETF SPDR Gold Trust (GLD)

1111121

La caída del sector financiero (2,63%) durante la sesión de ayer lideró el descenso del S&P 500.

El NASDAQ se vio presionado a la baja por el descenso de Apple (2,2%).

El volumen negociado durante la sesión de ayer no fue muy elevado, tan sólo fue un 10% superior a la media de 10 sesiones.

Las líneas “avance/descenso” del NYSE y del NASDAQ cayeron con fuerza. Es probable que se haya generado una señal de venta en los sistemas automáticos que se basan en la amplitud del mercado.

El VIX experimentó un brusco movimiento al alza que lo llevó a la resistencia de la zona 17.

Tal y como podemos ver en el gráfico que se recoge a continuación, el VIX se paró justo al llegar a esa importante resistencia.

La superación de la resistencia de la zona 17 sería un claro signo de debilidad de las bolsas, y muy probablemente aumentaría la presión vendedora.

Gráfico diario del VIX

1111123

El S&P 500 hizo un mínimo en 2.033,80 y cerró justo en 2.042. A pesar de que en el “intradía” llegó a perder los 2.042, sin embargo consiguió cerrar justo en 2.042.

El S&P 500 ha perforado la recta directriz alcista y ahora se está moviendo lateralmente por encima de 2.042. Un cierre por debajo de 2.042 aumentaría la presión bajista.

Tal y como he dicho en comentarios anteriores, el cierre por debajo de 2.042 haría muy probable alcanzar los 2.020.

La recta directriz bajista pasará mañana por las cercanías del 2.063.

La superación del 2.063 sería un aviso de que el S&P 500 podría intentar dirigirse a la zona de resistencia 2.080-2.120.

Gráfico diario del S&P 500 Contado

1111125

El DAX Xetra respetó el soporte de los 9.500 en la sesión de ayer.

La perforación del 8.500 abriría el camino hacia el siguiente soporte, situado en el 9.300

Mientras el DAX se mantenga por debajo de 9.750-9.800, consideraremos como escenario más probable la perforación del 9.500.

Gráfico horario del DAX Xetra

1111126

El IBEX no fue capaz de acercarse a la primera zona de resistencia de los 8.500.

Mientras se mantenga por debajo de esa zona, consideraremos que lo más probable es que siga cayendo.

Los mínimos de ayer se corresponden con un retroceso del 61,8% del tramo al alza previo, y por eso si perforara los mínimos de ayer al cierre muy probablemente se encaminaría a la zona de los 8.000.

Gráfico horario del IBEX 35

1111122

Banner-NEW-01

Compartir