Posted on

Madrid, viernes 13 de mayo de 2016

Comentario de J.L. Cava

Apple volvió a caer en la sesión de ayer. Y no hay pruebas de que haya concluido el actual tramo a la baja.

La caída del sector de la tecnologia, del sector de cuidados de salud y del sector de biotecnología presionó a la baja al S&P 500.

El sector de bienes de consumo básico cerró con alzas y sigue dentro de su tendencia alcista.

El S&P 500 continúa dentro de un movimiento lateral.

El volumen negociado durante la sesion de ayer fue similar al de la media de diez sesiones. Y las líneas de “avance/descenso” cedieron posiciones con claridad.

El máximo del VIX en la sesión de ayer fue 15,42 y cerró en 14,30. Sigue por debajo de 17 y, por lo tanto, mantendremos una predisposición alcista para las bolsas.

El S&P 500 hizo ayer un máximo en 2.076,9 y tras llegar a ese nivel retrocedió bruscamente por una oleada vendedora de los bajistas que lo llevó a la zona de los 2.050. Posteriormente rebotó, pero fue incapaz de cerrar por encima de 2.076,9. Aunque el S&P 500 sigue dentro de un movimiento lateral, la incapacidad de cerrar por encima de 2.076,9 lo considero como un síntoma de debilidad.

El comportamiento de ayer reveló una clara pérdida de fuerza y hace más probable la perforacion del 2.040.

Ahora bien, sólo la perforación del 2.040 y la superación del nivel 17 por parte del VIX, lo consideraría como una señal bajista.

El DAX tambien se giró bruscamente a la baja tras alcanzar los máximos de la sesión. Concretamente lo hizo al llegar a 10.080.  Y, a pesar del rebote final, no consiguio acercarse otra vez a los 10.080, y cerró por debajo del soporte de la zona 9.950. Es un signo de debilidad y hace muy probable que el DAX se dirija de nuevo a la zona de mínimos del mes de abril.

Me llamó la atención la debilidad mostrada al final de la sesión por Deutsche Post, uno de los valores más alcistas del DAX. Lo que revela presión vendedora.

En cuando al IBEX su debilidad fue aún mayor. Subió durante la sesión fundamentalmente por la revalorización de Telefónica, revalorización que se produjo gracias por la brusca cancelación de posiciones cortas, pero fue incapaz de superar la resistencia de la zona 8.850.

Y, lo que es peor, no ha podido superar esta resistencia a pesar de que lo ha intentado tres veces, por lo tanto, lo considero como un signo de debilidad. Y hace más probable que el IBEX perfore el 8.550. La perforación de este nivel haría más probable un movimiento a la zona de los 8.250.

 

Banner-NEW-01

 

Compartir