Posted on

Madrid, lunes 3 de febrero de 2014

 Esperaremos una caída total del 15% respecto de los niveles actuales

 Comentario de J.L. Cava

¿Usted realmente cree que la caída de las bolsas se debe al comportamiento de la lira turca?

Es una excusa que emplean los medios de comunicación que oculta la verdadera razón que hay detrás de las actuales caídas.

La verdadera causa es un mercado que lleva subiendo durante casi 5 años, con los indicadores de momento “sobrecomprados”. La tendencia alcista de los principales índices bursátiles del mundo iniciada en abril de 2009 se está agotando. A corto plazo están desplegando la primera onda a la baja de la gran fase correctiva. Por ello, lo único que podemos esperar son ligeros rebotes cuando los indicadores de momento estén muy “sobrevendidos”.

Los indicadores de sentimiento que seguimos habitualmente nos muestran que los inversores aún tienen un sentimiento alcista.

Más que el comportamiento de la líra turca, resulta más preocupante las enormes cantidades de dinero chino que han sido invertidas fuera del sistema bancario oficial, en productos que no son muy transparentes. Es indudable que China dispone de los recursos para hacer frente a todos los problemas que pudieran derivarse de este sistema bancario en la sombra, pero su colapso provocaría importantes caídas en los mercados de todo el mundo.  

 

Las bolsas experimentaron durante la sesión del pasado viernes movimientos violentos en un sentido y en otro. El Dow llegó a perder 230 puntos aunque cerró con un retroceso menor, de 150 puntos.

Ahora bien, a pesar de ello, se mantuvieron dentro de la zona de fluctuación en la que se encuentran atrapados los índices sin ser capaces de superar los máximos previos ni resistencia relevantes.

Los niveles están muy bien señalados. El soporte de los 1.770 volvió a funcionar. Y la resistencia sigue en la zona 1.815-1.810. Incluso, podemos bajar la referencia de la resistencia a 1.800. Es decir, mientras el S&P 500 se mantenga por debajo de 1.800 consideraremos que la tendencia dominante es bajista a corto plazo.

El Dow se ha mostrado relativamente más débil que el S&P 500. En gráfico horario se observa la formación de techos y suelos decrecientes, hecho que hace más probable la perforación del 15.685.

Todos los analistas y especuladores somos conscientes de la importancia del soporte de los 1.770. En la CNBC fue citado por varios analistas. Por ese motivo,  debemos considerar como escenario más probable que si ese nivel fuese perforado, muy probablemente se activaría una oleada de ventas que podría enviar al S&P 500 a la zona 1.700-1.710.

El volumen negociado durante la sesión del viernes fue muy elevado, 1,9 veces la media de 10 sesiones.

Las líneas “avance/descenso” cayeron con fuerza.

El índice VIX ha tocado por dos veces el nivel 16 y no ha sido capaz de perforarlo. Por lo tanto, el escenario bajista sigue siendo el más probable. Y lo será más cuando acabe el período estacional alcista correspondiente al fin de mes.

La superación del nivel 20 por el VIX y la perforación del nivel 1.770 sería un claro signo bajista.

Nos llamó la atención de Apple, que no fue capaz de rebotar durante la semana pasada a pesar del fuerte retroceso que experimentó su cotización. Este hecho nos hace pensar que resulta muy probable el desarrollo de una nueva onda a la baja hacia la zona de los 460.

Teniendo en cuenta la elevada ponderación del sector financiero en el IBEX, vamos a analizar los gráficos del sector financiero estadounidense y del sector financiero europeo.

Tal y como podemos ver en el gráfico del ETF del Sector Financiero Estadounidense (XLF), inició la subida desde marzo desde 2009. Es decir, lleva 5 años de subidas. Generalmente las bolsas tras cinco años de subidas suelen experimentar una fase correctiva de cierta duración.

Nos vamos a fijar en el tramo al alza desplegado desde los mínimo de 10-2011, cuando hizo un mínimo en torno a 11, y los máximos del pasado 10 de enero de 2014, cuando hizo un máximo en torno a 22.

Teniendo en cuenta el elevado nivel de “sobrecompra” de los indicadores de momento, vamos a considerar que ha iniciado una fase correctiva que pude enviar la cotización del ETF a la zona 17,5-18. Se observa la existencia de un soporte correspondiente a los máximos de 4-2010 y 2-2011.

Esto supondría una caída adicional de 3 puntos respecto de la cotización del viernes. Esto es, una caída potencial del 15%.

Más a corto plazo, observamos que tras el tramo a la baja desplegado desde el 15 de enero de 2014 al 27 de enero, la cotización del ETF del sector parece haber desplegado una pauta plana. Esta pauta es de continuación y, por lo tanto, resulta muy probable que, al menos, se despliegue otra nueva onda a la baja, que podría llevar la cotización del ETF a la zona de los 19,5-20.

Mientras se mantenga por debajo de 21,4, consideraremos que la tendencia dominante es bajista a corto plazo.

Gráfico semanal del ETF del Sector financiero

1111123

Echemos un vistazo al gráfico del sector financiero europeo. Se ha producido una vuelta brusca al llegar a la zona de los 21,5.

Creemos que lo más probable es que su cotización se dirija a la zona 17,7. Esto supondría un retroceso en torno al 15% respecto de los niveles actuales.

Gráfico semanal DJ Stoxx 600 Banks

1111124

En cuanto al IBEX vamos a considerar como escenario más probable que el lunes abra a la baja, en torno a 9.858.

La imposibilidad de superar el nivel 9 por el BBVA es un claro signo de debilidad. Y, por lo tanto, debemos considerar como escenario más probable que aún falte por desplegar una onda a la baja que podría llevarlo a la zona de 8-8,20.

El Santander se está moviendo lateralmente entre 6,45 y 6,25. Nosotros creemos que lo más probable es que termine por perforar el 6,25 y que se encamine hacia la zona de 6.

Telefónica no ha podido superar la resistencia de la zona 11,55. Es un signo de debilidad y lo más probable es que termine por perforar el soporte de la zona 11,20.

Tal y como hemos dibujado en el gráfico que recogemos a continuación, creemos que es el escenario más probable es que el IBEX se mueva durante los próximos días en un entorno contractivo y que seguidamente perfore la recta de soporte y se encamine a la zona de los 9.450-9.400 como mínimo.

Tal y como podemos ver en el gráfico que recogemos a continuación, la resistencia de la zona 10.000-10.050 es significativo. Y mientras el IBEX se mantenga por debajo consideraremos que la tendencia bajista de corto plazo continúa.

Gráfico horario del IBEX 35

1111121

Comentario de Enrique Santos [sc:boton-mail ] [sc:twitter-enrique ]

Alicante, 3 de febrero de 2014  08:01

Eurostoxx 50.- Los bajistas han conseguido  “desactivar” la tendencia en el medio plazo, e inician la primera semana de febrero con muchas probabilidades de tomar ventaja sobre los alcistas. (ver tabla de tendencia)

 El maquillaje del viernes solo consiguió llevar al terreno positivo y por unas décimas a los índices de Madrid, Milán y París, este último salvado por la fuerte subida del grupo LVMH (+7.9%).

Principales índices europeos. % de variación desde 2012. Gráfico semanal

INDICES20140203

TABLA DE TENDENCIA MENSUAL (LP) SEMANAL (MP) DIARIO (CP)
MACD (componentes Eurostoxx 50) 24/01 31/01 24/01 31/01 24/01 31/01
CORTADO AL ALZA Y > 0 (alcistas) 38 32 18 08 12 03
CORTADO A LA BAJA Y < 0 (bajistas) 00 00 04 08 10 31
SIN TENDENCIA DEFINIDA 12 18 28 34 28  16

 Los sectores : así arranca el mes de febrero, tras dos semanas de caídas generales y pequeños rebotes al cierre del mes en los índices de medios de comunicación, salud, tecnología y recursos básicos. En la cabeza siguen automóviles, seguros y el sector de ocio. 

 Estamos viendo signos de agotamiento en algunas de las empresas del sector de seguros que cotizan en el Eurostoxx. El viernes, ni Generalli ni Muenchener consiguieron rebotar. DANONE no ha sido capaz de remontar y cerró la semana con una caída del 3.6% alejando las posibilidades de recuperación que comentábamos el pasado  día 23.

Indices sectoriales europeos. % de variación desde 2012. Gráfico semanal 

SECTORES0203

  La pauta : la caída no se había detenido como creíamos y el viernes todavía vimos un  nuevo mínimo en 2962. La tendencia en el intradía es también bajista y aunque seguimos esperando un rebote, el Eurostoxx es muy, muy vulnerable. Podemos ver la rotura definitiva de la línea 2-4 antes de los que esperábamos.

Gráfico horario  del Eurostoxx 50. Futuro continuo. MACD.

EU5020140203H

  En los dos intentos de rebote se han dibujados dos cuñas que ponen de manifiesto la presión que está soportando el futuro y que le impide ni siquiera acercarse al 61% de retroceso [3106]

 Lo más probable es que no lo consiga y que se despliegue una nueva pauta de impulso a la baja, lo que desde el punto de vista de la pauta consideraríamos en principio un zigzag que podría llevar al futuro por debajo del objetivo máximo de retroceso que situamos en 2890.  (ver comentario del lunes pasado)

 En el gráfico de cinco  minutos hemos contado la pauta que puede estar desplegando el Eurostoxx, a la que le faltaría un segmento al alza (-c-) con el que concluiría la segunda onda (B). Si se tratase de un zigzag, la tercera onda tendría un recorrido mínimo del 61.8% de la primera.

Gráfico de cinco minutos del Eurostoxx 50. Futuro continuo. 

EU50201402035M

Compartir