Publicado el

Madrid, miércoles 28 de febrero de 2019

Comentario J.L. Cava

Los bancos centrales y los medios de comunicación nos están induciendo a pensar que el problema es la inflación.

En mi opinión, el gran problema es que aún no podemos descartar que la economía global vuelva a caer en las garras de la deflación.

Hemos visto como en EEUU, Japón y China los datos macro publicados han sido decepcionantes.

No creo que de forma inmediata vayamos a caer en recesión. Ahora bien, no podemos descartar que en 18 meses la economía global entre en recesión. Me preocupa la desaceleración del ritmo de crecimiento económico de China.

Las tendencia bajistas de las bolsas han venido acompañadas de recesiones. Por ese motivo, creo que a corto plazo la bolsa no va a iniciar una tendencia bajista, puesto que la economía no ha entrado en recesión.

El S&P 500 no ha caído por las palabras de Powell, porque Powell se ha limitado a seguir el mismo discurso del FOMC. Es decir, sus palabras no supusieron ninguna novedad.

El S&P 500 retrocedió como reacción a la fuerte subida experimentada desde los 2.520.

El S&P 500 intentó llegar al 2.800 pero se giró antes desencadenando una señal de vuelta que nos anticipó el inicio de una fase correctiva.

El primer soporte significativo se encuentra en torno a 2.730-2.710.

Un poco más abajo, en torno al 2.680 presenta un soporte más importante. Mientras se mantenga por encima de ese nivel, mantendremos una predisposición alcista.

Resulta curioso que el balance de la Reserva Federal se haya incrementado justo en el momento en que se ha producido la recuperación del S&P 500.

El “euro/dólar” se encuentra en una zona de soporte significativa, 1,22-1,215. Mientras se mantenga por encima de 1,215, considerare que la tendencia dominante a corto plazo es la alcista y que ahora se encuentra en el final de una pauta plana.

El DAX Xetra no ha podido con el 12.600. Por lo tanto, vamos a considerar que se mantenga entre 12.600-12.400 a corto plazo.

El IBEX se ha girado a la baja al llegar a la zona de los 10.000. Lo más probable es que a corto plazo ahora se mueva lateralmente entre 9.950 y 9.750.

Compartir