Posted on

Madrid, martes 14 de noviembre de 2017

Comentario de J.L. Cava

Los principales indicadores de actividad económico chinos muestran que a economía china se está desacelerando. A la vez obsrvamos que los tipos a 10 años de sus bonos se incrementan. Es un hecho preocupante.

El S&P 500 se movió ayer dentro de un rango muy estrecho, como lo hicieron los bonos de alto rendimiento.

Por lo tanto no hubo novedades. Los bajistas no son capaces de tomar el control.

La tendencia sigue siendo alcista pero debemos estar más atentos que en ocasiones anteriores por si desencadenara una seña de venta.

El DAX por su parte retrocedió hasta el 12.960, justo al llegar a la zona de soporte de los 12.900, y ahí rebotó, lo hizo en las dos últimas horas de negociación, en lo que pareció un intento de frenar la caída e iniciar un movimiento lateral.

El rebote a corto plazo puede continuar pero mientras se mantenga por debajo de la zona 13.160-13.200, antiguo soporte convertido ahora en resistencia, vamos a considerar como escenario más probable la continuidad del movimiento a la baja.

El IBEX sigue débil, hizo un mínimo en 9.974,  y también intentaron frenar la caida en las dos ultimas horas de negociación.

La recta directriz bajista pasa por la zona de los 10.100. La superación de este nivel nos avisaría de una parada dentro de su tendencia bajista.

Tal y como dijimos en el comentario de ayer, la resistencia significativa se extiende desde 10.160 a 10.240, y mientras se mantenga por debajo consideraremos que lo más probable es que siga cayendo hasta la zona de los 9.850.

 

Compartir